El cielo se está cayendo

Por muy irracional que parezca, el miedo a que el cielo se desplome es casi tan antiguo como la propia existencia del hombre. Sin embargo, aunque parecía imposible es algo que está ocurriendo en estos mismos momentos: el cielo se está cayendo.


Como es evidente, no es exactamente el cielo el que se está cayendo sobre nuestras cabezas, sino las nubes. Estos cúmulos de vapor han perdido alrededor de un 1% (entre 30 y 40 metros) a lo largo del último decenio. De continuar la tendencia, el efecto secundario más notorio y que con más rapidez podríamos ver es un decremento importante de la temperatura media de nuestro planeta, que podría contrarrestar en un importante porcentaje el calentamiento provocado por el cambio climático.

Sin embargo este fenómeno no es ni mucho menos una buena noticia. Los científicos creen que podría deberse a un fenómeno de retroalimentación, es decir, un efecto secundario del cambio climático que, paradójicamente, ayuda a contrarrestarlo. Pero no sabemos que ocurriría si las nubes siguieran cayendo, hasta llegar a un punto en el que quizás ni siquiera podrían formarse y posiblemente nuestro esencial ciclo del agua desaparecería para siempre. 

La NASA ya se ha puesto manos a la obra para intentar descubrir el causante de este extraño fenómeno, y si se trata de algo natural o más bien ha sido causado por nuestros actos.

Fuente | Quo

Comentarios

Entradas populares de este blog

Olvida la lavadora y pásate al Sol

Nombre corto: persona de éxito

Lávate los dientes o morirás de cáncer