Los espejos que dan la vuelta a nuestro cerebro

Seguro que más de una vez habéis intentado leer las letras de vuestra camiseta delante del espejo, y os habéis dado cuenta de lo duro y complicado que resulta leer al revés. Sin embargo, un nuevo estudio llevado a cabo por el Centro Vasco de Cognición, Cerebro y Lenguaje a revelado que durante los primeros instantes en que se ve la imagen, el cerebro es capaz de girarla mentalmente y colocarla en una posición normal que nos permita leerla con facilidad. Este proceso es muy corto en el tiempo, del orden de los 200 milisegundos, para que posteriormente el cerebro deje la imagen de la manera correcta. Jon Andoni, autor principal de la investigación, lo explica de la siguiente forma:
En un periodo muy temprano del procesamiento, entre los 150 y los 250 milisegundos, el sistema visual rota completamente las palabras reflejadas en el espejo y las reconoce. aunque luego el cerebro enseguida detecta que no es la forma correcta y ‘recuerda’ que así no hay que procesarlas.
Para el experimento, se mostró a unos sujetos la imagen de una palabra invertida durante un tiempo de 50 milisegundos (casi imperceptible, pero que el cerebro ya es capaz de procesar) y a continuación se mostró la palabra colocada correctamente. Los sujetos coincidieron en que las dos palabras mostradas eran la misma y estaban en el mismo orden, es decir, que su cerebro había recolocado la primera imagen y por eso no pudieron distinguirlas.

Este experimento, a parte de muy curioso, permitirá a la comunidad científica buscar soluciones a problemas de dislexia o disgrafía. Así que ya sabéis, no os cortéis e intentadlo en casa vosotros.

0 comentarios:

Publicar un comentario