El dinosaurio que arroja luz sobre la extinción de los suyos

El Eodromaeus murphi (nombre científico de la criatura) ya está considerado como el antecesor de los grandes dinosaurios depredadores, no llegaba a los dos metros de altura y era bípedo. Antes de su descubrimiento, el Eoraptor era considerado el origen de los dinosaurios carnívoros, a pesar de compartir rasgos con los hervíboros también, cosa que no pasa con el Eodromaeus.

Además de arrojar luz sobre el origen de los dinosaurios, este nuevo espécimen nos ha descubierto que no fueron ellos (como se creía hasta ahora) los culpables de la desaparición de las pequeñas especies de no-dinosaurios, que se pensaba había ocurrido por culpa de la superpoblación de estos gigantescos reptiles, sino que estos se extinguieron en la misma medida que sus presas, y que tuvieron que pasar millones de años para ver a los dinosaurios dominar la tierra a su gusto...

Fuente | Ecoticias

Comentarios

Entradas populares de este blog

Olvida la lavadora y pásate al Sol

Nombre corto: persona de éxito

Lávate los dientes o morirás de cáncer